Mostrar menu Ocultar menu

Leasing: qué es y cómo funciona el leasing de vehículos

En Zoilo Ríos ya nos hemos adentrado en el mundo del renting de vehículos, y ya os contamos en qué consistía este método de alquiler de vehículos. Hoy seguimos esta serie explicando qué es el leasing de vehículos y cómo funciona.

Si no conoces esta alternativa a la hora de conseguir un coche, atento, porque puedes conseguir un vehículo a largo plazo tras un alquiler previo.

Qué es el leasing de vehículos

El leasing de vehículos es un sistema de alquiler de vehículos cuyo fin es la cesión del uso de los coches para una actividad económica. A cambio de esta prestación, se paga una cuota o renta mensual, de forma periódica y por un tiempo determinado.

El leasing de vehículos permite la compra del coche una vez finaliza el plazo de alquiler, que suele ser de dos años. Pasados estos dos años, es posible que el usuario pague el precio que fije la empresa de leasing y se quede el vehículo.

Otra opción es mantener el contrato de alquiler o leasing de vehículo sobre el mismo coche, y mantener las condiciones ofrecidas en estos dos primeros años. Si ninguna de las dos opciones se ajusta a tus necesidades, el coche debe devolverse a la entidad de leasing.

Cómo funciona el leasing de vehículos

Por norma general, el leasing de vehículos está pensado para profesionales. Los usuarios particulares encuentran en el renting de vehículos una alternativa similar. Así, un leasing de vehículos irá casi siempre dirigido a empresas, comercios y autónomos.

El leasing de vehículos puede ser operado por bancos, cajas de ahorro, cajas rurales o establecimientos financieros de crédito. De esta manera, el usuario pasa a tener un contrato de leasing de vehículos con alguna de estas entidades, a quien debe pagar religiosamente una cuota por disfrutar de este servicio.

Además, el contrato de leasing lleva implícito un seguro obligatorio que debe pagar el usuario que va a disfrutar del vehículo. Por otro lado, existe una cobertura para daños o accidentes, como cualquier otro seguro para coches.

Como ventajas del leasing de vehículos destacamos los beneficios fiscales derivados de este tipo de contrato y los impuestos sobre las ventas, que se pagan solo sobre la vigencia del contrato.

En cuanto a desventajas del leasing, el usuario puede encontrarse alguna restricción de kilometraje. En el caso de querer finalizar el contrato antes de lo determinado previamente, se debe correr con un cargo adicional por cancelación anticipada.

Aun con todo, junto al renting, el leasing de vehículos se convierte en una alternativa a la hora de mirar un coche nuevo o de km 0  más allá de la compra habitual.

Si no lo conocías y es un servicio que te interesa, acércate a una de las entidades anteriormente mencionadas para preguntar por este tipo de alquiler de vehículos.

Te dejamos unos artículos que pueden resultarte interesantes:

tags
¿Quieres más información?