Mostrar menu Ocultar menu

¿Para qué sirven los aditivos de gasolina?

Seguro que muchos de vosotros os habréis preguntado que si los aditivos para gasolina funcionan, para qué sirven los aditivos de la gasolina, que si la gasolina de todas gasolineras está aditivada... y otra serie de preguntas alrededor de los aditivos.

 

Nuestro objetivo es que entendáis qué son los aditivos para la gasolina, qué beneficios tienen y porqué todos nuestros combustibles están aditivados.

 

En primer lugar, tenemos que diferenciar entre los aditivos para gasolina y los aditivos para diésel. Al tratarse de dos combustibles diferentes, lógicamente no contienen los mismos tipos de aditivo, aunque al final logren los mismos o similares beneficios.

 

Por un lado, los principales tipos de aditivos de la gasolina son: 

 

- Detergentes, su función es mantener limpia la cámara de combustión y los sistemas de inyección.
- Anti corrosivos que ayudan a proteger los elementos metálicos que componen las piezas del coche contra los riesgos de  corrosión y oxidación.
- Modificadores de fricción, hacen que no se pierda ni la más mínima energía por fricción entre los elementos metálicos del sistema de combustión.
- Protección de la contaminación del agua. A lo largo de la cadena logística, la gasolina puede entrar en contacto con el agua, gracias a estos aditivos se logra una rápida separación entre la gasolina y el agua logrando que finalmente se suministre un combustible libre de agua.

 

Gracias a los aditivos para motores gasolina, conseguimos obtener el máximo rendimiento de los motores. Además debido al uso de aditivos en la gasolina, se obtiene una mayor potencia del motor y respuesta al acelerar. Pero no sólo eso, sino que se alarga la vida útil del motor ya que estás ayudando a limpiarlo de forma indirecta. 

 

Incluso llegas a evitar la posible corrosión de la vida de los motores. Muchos coches duermen en la calle y sufren las condiciones meteorológicas de todo el año, la humedad puede penetrar hasta el motor, es difícil evitarlo, pero una buena práctica es emplear carburante aditivado que ayuda a evitar la propia corrosión. 

Tal y cómo comentábamos en el post anterior, se pueden generar pequeñas impurezas que se depositan al final del depósito y conducir con la reserva de forma continuada podría llegar a averiar tu motor. Si consumes un tipo de combustible que contenga aditivos para gasolina, reducirás la probabilidad de que se formen residuos y obstruyan las válvulas o inyectores.

 

Pero no solo son estas las ventajas que se obtienen al emplear estos tipos de aditivos para gasolina. ¡Aún hay más!

 

Antes comentábamos que los aditivos de la gasolina limpiaban los inyectores y en consecuencia ofrecen una mayor protección y limpieza. También se puede conseguir un aumento del ahorro ya que gracias al modificador de fricción se llega a optimizar el uso de carburante empleado y aumenta la energía liberada.

 

Debido a la optimización del proceso de combustión se logra una reducción de las emisiones de combustión. El último de los beneficios es un aumento de la calidad de conducción ya que también logran reducir el ruido del motor.

 

Si quieres que tu coche se beneficie de todas las ventajas anteriores, te recomendamos repostar combustible aditivado. Todos nuestros carburantes están aditivados y son de primera calidad, acércate a una de nuestras Estaciones de Servicio a comprobarlo.

 

Otros artículos relacionados que pueden ser de tu interés:

¿Cuáles son las consecuencias de echar gasolina a un coche diésel?  

Diferencias entre el Gasóleo A, B o C

tags
¿Quieres más información?