Mostrar menu Ocultar menu

Importancia de la adherencia de los neumáticos

Cuando estas en la carretera son muchos los elementos que garantizan la seguridad en la conducción. Y los amortiguadores es uno de ellos, puesto que su función es dar estabilidad al sistema de suspensión —donde uno de los problemas más comunes es el ruido en la suspensión—. Pero, además, también tienen como objetivo que los neumáticos no pierdan adherencia con el asfalto.

¿Qué es exactamente la adherencia de los neumáticos? ¿Cómo es de importante? En Zoilo Ríos te explicamos su importancia.

¿Qué es la adherencia de los neumáticos?

En primer lugar, vamos a entender qué es la adherencia de los neumáticos. Se trata de un elemento esencial para la seguridad de la conducción, que consiste en la fricción entre la goma que compone el neumático y el suelo. Pero no siempre es estable, puesto que depende de las condiciones climatológicas, la presión y el estado y calidad del pavimento —ya que a veces el suele puede estar mojado y ser más resbaladizo —.

Adentrándonos en una explicación más técnica, podemos entender la adherencia de los neumáticos como una interacción entre la goma y el pavimento. ¿Qué sucede en esta interacción? Cuando las moléculas de la goma están en contacto directo con el suelo es cuando da lugar a la adherencia de los neumáticos. Y cuando se encuentran a alta velocidad las moléculas de la goma van cambiando de forma, entonces las moléculas de la goma absorben una energía denominada fuerza de adhesión.

Para la adherencia de los neumáticos: ¿Cuánto debe medir el dibujo de la rueda?

Debes tener en cuenta que la adherencia de los neumáticos puede variar fácilmente, como hemos nombrado anteriormente. Pero además de verse afectado por las circunstancias y el asfalto, la adherencia de los neumáticos también puede variar según el dibujo, forma o profundidad del neumático.

Por ello, ¿cómo debe ser el dibujo de los neumáticos? Hay varios tipos, por un lado, tienes dibujos con grandes hendiduras que forman una “V”, permitiendo que el agua no se acumule para reducir así el riesgo de deslizamiento. A veces si conduces deprisa y hay una capa de agua en el asfalto puede producirse aquaplaning, por ello algunos consejos para evitar el aquaplaning son reducir la velocidad en días de lluvia y revisar la presión de los neumáticos de manera constante —aunque también existen los neumáticos sin aire—.

Por otro lado, tienes neumáticos con dibujos de numerosas láminas profundas que aumentan la adherencia en suelos deslizantes, como pueden ser suelos nevados o helados. En estos casos también debes tener en cuenta en qué países es obligatorio llevar neumáticos de invierno y conocer los diferentes tipos de cadenas de nieve para tu coche.

Es muy importante que revises la profundidad de la banda de rodadura, puesto que no debe ser inferior a 1,6 milímetros en toda su superficie. Si se encuentra por debajo de ese mínimo estarías cometiendo una infracción legal y podrías ser sancionado. Además de aumentar el peligro ante posibles imprevistos en la carretera.

Para comprobar la profundidad de tus neumáticos puedes fijarte en los testigos de desgaste —también conocidos por sus siglas en inglés TWI—. Consisten en pequeños dibujos perpendiculares o diagonales a los surcos principales, por lo tanto, si el testigo está a la altura del resto del dibujo, debes cambiar el neumático. A la hora de cambiarlos debes tener en cuenta los números en los neumáticos, ya que no todos los vehículos llevan el mismo tipo de neumáticos.

¿Cuándo se pierde la adherencia de los neumáticos?

Es importante que lleves un mantenimiento del coche, porque debes ser constante en la revisión de los neumáticos. Si la presión de inflado de tus neumáticos es inferior a la necesario estos podrían deformarse, y por lo tanto se gastarían más por los bordes. Esto provocará que el vehículo pierda estabilidad, y si el asfalto está mojado la adherencia de los neumáticos será menor y aumentará el consumo de combustible.

¿Qué sucede con los neumáticos desgastados? Son peligrosos, ya que pierden adherencia con el suelo, y más aún si circulas por suelo mojado porque se puede alargar la frenada de forma peligrosa. Por esa razón también es conveniente que guardes la distancia mínima de seguridad, para evitar agravar cualquier incidente.

Como hemos comentado, la normativa establece que la profundidad del dibujo de la banda de rodadura no debe ser menor a 1,6 milímetros. Sin embargo, para disponer de un mayor agarre y seguridad es recomendable no circular con neumáticos desgastados con una profundidad del dibujo inferior a los 3 mm. Sobre todo, debes tenerlo en cuenta si conduces con condiciones climatológicas desfavorables.

Ya sabes la importante de la adherencia de los neumáticos, es fundamental que hagas una revisión de tu vehículo periódicamente. Y cuando lo necesites puedes visitar nuestro taller Midas Cesáreo Alierta para conducir con las mejores garantías de seguridad. Nosotros también te aconsejamos que circules con los neumáticos adecuados, ya que puedes exponerte a una multa por no llevar neumáticos homologados, además de tener problemas cuando llegue el momento de preguntarse cuándo pasar la ITV de tu vehículo.

tags
¿Quieres más información?